Agustín Naranjo Rodríguez

Agustín Naranjo Rodríguez        «Bar Tino«

 

El amigo Tino, ese personaje entrañable que ha tenido siempre una honda preocupación por todo lo que acontece en nuestro barrio, no en vano animó y presidió las Fiestas de San José durante muchos años.

Inició cosas tan entrañables como la traída de los ancianos del Hogar de Nuestra Señora del Pino.

La primera intención fue traer sólo a los “pepes”, pero su altísima sensibilidad personal no le permitió quedarse sólo en ellos, ya que  eran muchos los que querían venir a nuestras fiestas, y gracias a Dios fue posible, incluyendo la dura y complicada tarea de traerlos a nuestro barrio, llegando actualmente a conservarse esta tradición.

Cuenta que preguntó a las hermanas del Hogar de Nuestra Señora del Pino en qué les podía ayudar, y me dijeron:

Carecemos de mantas y sábanas; petición que trasladó a nuestra gente y que se vieron sorprendidos por la generosidad de la respuesta.

Dice que una persona muy popular como fue “Josefita Abrante” (La Partera) les trajo un cargamento. Por eso estas cosas tan valiosas no pueden sólo quedar en la memoria de los que la vivieron, también se escribe para gloria de San José (bajo su inspiración y patrocinio se hacen).

Tino el del Bar, como todo el mundo conoce logró atraer una gran clientela  por los olores de sus tapas que se te metían en el sentido y como decía Pepito Monagas:

El que entra a comer tapas en el Bar de Tino, sale sin tino!!!

 

Articulo: Carmelo Ramírez Pérez  –  (Diciembre 2009)

Fuente: Marta Alemán Delgado

This site is protected by wp-copyrightpro.com